Casablanca tuvo que esperar

Desde la Guerra Civil hasta la caída del nazismo, en 1945, Alemania tuvo una posición hegemónica en el cine que se proyectaba en nuestro país. El origen de esa situación de privilegio fue un acuerdo de colaboración cinematográfica entre la España de Franco y la Alemania de Hitler, firmado en noviembre de 1938, pocos meses antes de terminar la Guerra Civil, y que tendría una enorme repercusión en los años posteriores.

Bogart y Bergman: encuentro en el Café de Rick

Casablanca se demoró en España porque no era favorable a la causa nazi

Sigue leyendo

Anuncios